Salir de nuestro paraíso Punta Mita durante la semana requiere una muy buena razón! Ayer si la hubo! Fue el 50 aniversario de nuestro amigo Thierry Blouet – felicidades amigo!

Thierry fue uno de nuestros primeros amigos junto a Rosy al llegar aquí en Punta Mita hace casi 4 años y en ese lapso de tiempo hemos pasado momentos muy ricos juntos con una buena mesa y buenos vinos siempre presentes, siendo ambos amantes de nuestro profesiones. Thierry ha sido un fiel partner en los diferentes eventos que creamos aquí en Punta Mita – presente en todas las ediciones de Punta Mita Gourmet & Golf como también el Punta Mita Beach Festival. Aquí comparto memorias de anoche como también un poco de historia de este francés ya mexicano! Anoche degustamos un menú de 5 tiempos riquísimo en la sala privada de Café des Artistes Puerto Vallarta – una noche especial por un tipo especial.

[images lightbox=»yes»]
[image link=»» linktarget=»_self» image=»http://carlemberson.com/wp-content/uploads/2014/08/616.jpg» alt=»»]
[image link=»» linktarget=»_self» image=»http://carlemberson.com/wp-content/uploads/2014/08/617.jpg» alt=»»]
[image link=»» linktarget=»_self» image=»http://carlemberson.com/wp-content/uploads/2014/08/618.jpg» alt=»»]
[image link=»» linktarget=»_self» image=»http://carlemberson.com/wp-content/uploads/2014/08/619.jpg» alt=»»]
[image link=»» linktarget=»_self» image=»http://carlemberson.com/wp-content/uploads/2014/08/620.jpg» alt=»»]
[image link=»» linktarget=»_self» image=»http://carlemberson.com/wp-content/uploads/2014/08/621.jpg» alt=»»]
[image link=»» linktarget=»_self» image=»http://carlemberson.com/wp-content/uploads/2014/08/622.jpg» alt=»»]
[image link=»» linktarget=»_self» image=»http://carlemberson.com/wp-content/uploads/2014/08/624.jpg» alt=»»]
[/images]

[separator top=»40″ bottom=»40″ style=»shadow»]

Thierry Blouet es una de las máximas autoridades de la gastronomía en Puerto Vallarta. Dueño de distinciones, diplomas, grados y otras condecoraciones obtenidas en el ramo, Blouet ha hecho de Puerto Vallarta un destino que además de turístico es una de las más interesantes plazas gastronómicas de la República Mexicana.

Alto, guapo, francés, dinámico y dueño de un carisma que le ha ganado la confianza y respeto de sus competidores, Blouet ha creado toda una escuela de gastronomía en Puerto Vallarta. «Soy casi mexicano», expone en un español que ha perfeccionado a lo largo de más de 25 años de estancia en México.

Los alumnos de Blouet se ubican en varios de los restaurantes del puerto. Están en Frida, Trío, Lucca, La Palapa, etcétera. Pero Thierry, además se ha constituido en un pequeño emporio de toque muy personal, en el cual se pueden apreciar los porqués de su influencia en la región. Su trilogía la conforman su ya famoso e indispensable Café des Artistes, el Constantini Lounge y Thierry Blouet, cocina de autor.

El enfant terrible gourmet prepara su incursión en un restaurante consagrado al culto a la carne, sitio que construye en la nueva plaza Península; por cierto, un espacio comercial cosmopolita, que ya le urgía a Puerto Vallarta.

Un refugio para pocos

Solamente acoge a 36 invitados con el paladar dispuesto y sin remilgos en la cartera. Thierry Blouet es un verdadero templo de creaciones personales del chef. La carta es corta y propone que el comensal seleccione menús de tres, cuatro y cinco tiempos, a su antojo. La idea es que uno experimente los sabores que desee y los rocíe con los mejores vinos disponibles de la excelente cava de Blouet.

En este lugar, que permite observar el tránsito en la cocina y prevé una serie de acondicionamientos de lo más moderno, también hay un salón de champaña y otro de puros y coñacs. Hay platos indescriptibles en concepto y sabor y otros de los que uno guarda aproximaciones en el gusto. La carta se renueva mes a mes y el TB también sirve como salón de ensayos para definir platos que nutrirán la carta de su vecino, el restaurante Café des Artistes.

Un mundo sibarita

El Thierry Blouet es la síntesis de un culto absoluto a la exquisitez culinaria y aspectos colindantes que coquetean con ella. Cada detalle ha sido cuidado hasta la sa ciedad, desde los linos que cubren la mesa, pasando por la cristalería Riedl y la vajilla VB. Un lugar así sólo se ve en Europa y, muy poco, en algunas ciudades de Estados Unidos.

La cocina de autor de Blouet debe ser considerada una de las más completas, audaces y armónicas de México. Entre platos que rotan y cambian por temporadas, el foie grasno sólo atrae por lo que el paladar imagina, la vista colabora cuando el bocado reposa en el plato sobre una cama cremosa y recibe el rocío de salsas tersas muy templadas.

Entre lo que todavía puede usted saborear destaca la ensalada tibia de pato con chilaquiles rojos, una combinación sorpresiva, elegante y gloriosa. La terrina de jitomate elabora un contexto totalmente especial de este rojo fruto. ¿Un sándwich de foie gras? Sí, pero no se imagine nada, espere a verlo en plato y sorpréndase.

El Rib eye Kobe rostizado prepara esta suculenta carne, de suavidad extrema, para recibir el baño de salsa de raíz fuerte y chile pasilla, y nutrido de nopal y foie sellado sobre frijol negro. El lechón rostizado con especias y cacao no tiene par.

Mi entusiasmo está justificado, pero el de su paladar, si se integra a este comedor atendido con esmero, seguramente será mayor. Al final, después de un plato de quesos, un buen postre y café, pase al salón de puros, y si su bolsillo lo considera, fume un habano y acompáñelo con un coñac Luis XIII. Váyase guapo y reserve.

Por César Calderón Universal Mexico